BARILOCHE YA CUENTA CON UN RESONADOR MAGNÉTICO EN EL HOSPITAL ZONAL

en Salud y Bienestar por

Los pacientes que requieran de esa terapia no tendrán que viajar para realizarse resonancias. El equipo llegó ayer nosocomio Ramón Carrillo, luego licitación realizada por el ministerio de Salud.

El equipo proviene de china y pesa 17 toneladas que fueron trasladadas hasta el espacio readecuado del hospital, donde se utilizará el resonador.

Más de 1500 pacientes al año, de Salud Pública de Bariloche, no deberán viajar más a otras ciudades que realizarse el estudio, a la vez que el Gobierno dejará de tercerizarlo. Se espera que la inauguración formal se realice a mediados de diciembre próximo.

Hoy el director del Hospital, Leonardo Gil, presentó el equipamiento, junto a personal técnico del nosocomio, un técnico chino de la empresa fabricante BASDA y un miembro de la empresa Corpomedica S.A, representante en Argentina y ganadora de la licitación.

En ese marco, Gil detalló que “era una necesidad que tenía el Hospital pensando que en Bariloche estamos por lo menos a 500 kilómetros de los centros de derivación de mayor complejidad. Nosotros por mucho tiempo derivamos al Valle unas 150 resonancias por mes abonando las prestaciones en Cipolletti y luego con la apertura de INTECNUS hicimos acuerdos locales”.

Asimismo, agregó que “el hecho de contar con un resonador es en primer lugar la comodidad del paciente de no tener que trasladarse a otra ciudad para hacerse el estudio, y en segundo lugar es un método de diagnóstico que un hospital del nivel de complejidad como el de Bariloche debe tener”.

Sobre el espacio elegido para colocar el resonador, explicó que “hubo que readecuar un lugar dentro del Hospital para poder ubicarlo ya que es un gran magneto de 17 toneladas, pusimos en condiciones un área lindera al de Patología, al oeste del Hospital. Se hizo un piso reforzado con hierro para que pueda soportar el peso y después otras especificaciones técnicas como una jaula especial de cobre para que no ingresen las microondas e interfieran la imagen”.

Los equipamientos  de Bariloche y Viedma se tratan de resonadores  magnéticos abiertos de 0.3 o 0.35 Tesla. Representan una inversión provincial final de $27.090.000. Cabe recordar que el año pasado, el gobierno rionegrino terminó de dotar de tomógrafos a los cuatro hospitales de mayor complejidad de la Provincia. Por lo que el sistema público de salud dejó de derivar al privado ahorrando un estimado de $63.175.000.

Deja un comentario

Your email address will not be published.

*